A la hora de contratar un seguro Multirriesgo, uno de los principales puntos que valoran los clientes es el servicio de asistencia, entendiendo como parte fundamental del mismo la red de reparadores que va a dar respuesta a los problemas que puedan surgir durante la vigencia de la póliza. 

Tanto en la aseguradora como en la empresa de asistencia, hay un gran número de personas trabajando a diario en diferentes áreas, pero gran parte de nuestro servicio descansa sobre ese momento crítico en el que el reparador acude a la vivienda y no se puede dar ningún fallo. Los aspectos técnicos, es decir, realizar los trabajos correctamente, son muy importantes, pero quizás lo son aún más los aspectos formales, tales como la puntualidad, la limpieza o la educación en el trato con el cliente.

Limite

 

Desde funciona hacemos un gran esfuerzo en trasladar esta sensibilidad a nuestra red de profesionales para que ellos sean conscientes y se trate cada servicio como único. Disponemos de una red con 1.700 reparadores a lo largo de todo el territorio nacional. Apostamos principalmente por el profesional autónomo y la pequeña empresa, con el objetivo principal de llegar al último eslabón de la cadena, lo que nos permite tratar directamente con quien acude al domicilio del cliente y trasladarle los mensajes que consideramos importantes. El disponer de una red de reparadores tan atomizada implica que la coordinación entre la misma sea un punto crítico en el éxito del servicio y este punto lo abordamos poniendo a disposición del reparador las herramientas tecnológicas necesarias tales como, un aplicativo de gestión administrativa, una aplicación de movilidad o seguimientos a través de voicebots, pero sobre todo a través de un equipo de tramitación que vela porque cada expediente siga el camino marcado y en caso contrario tomar las acciones necesarias.

 

Acompañar a los profesionales 

Consideramos clave que el reparador conozca y aplique los protocolos establecidos, pero dichos protocolos no deben ser diseñados sin contar con la opinión o sin tener en cuenta la actividad que desempeñan nuestros profesionales. Debemos acompañar y ayudar a nuestros profesionales para mejorar el servicio prestado y no ser un lastre que les impida avanzar. Para ello necesitamos dedicar mucho tiempo, confianza, comunicación y trabajo conjunto, debemos aunar esfuerzos para que nuestros profesionales se sientan integrados dentro de la organización. En funciona ponemos a la disposición de nuestros reparadores un ecosistema de trabajo encabezado por nuestros delegados de zona, lo que nos permite establecer una relación de partners y buscar la mejora continua en el servicio que prestamos conjuntamente a nuestros clientes.

Somos conscientes de que los buenos profesionales escasean y que la situación económica no es la más favorable para los oficios, por lo que al buen profesional no sólo hay que localizarlo, sino también vincularlo al proyecto. A día de hoy, existe cierta ansiedad por obtener todo de manera inmediata y con el esfuerzo justo, pero a las relaciones profesionales y humanas es necesario dedicarles el tiempo adecuado. Como se dice en el Principito: “Fue el tiempo que pasaste con tu rosa lo que la hizo tan importante”.